Mié. Feb 21st, 2024

TEGUCIGALPA, HONDURAS.– Ya sea para dar a conocer, de forma atractiva, los servicios que ofrece una empresa o los puntos más importantes sobre un tema a tratar, conocer cómo hacer un trifoliado Es una herramienta práctica y a la vez poderosa para visualizar contenidos de manera efectiva.

Su preparación puede ser práctica utilizando las mejores Aplicacionespero el éxito reside en la correcta selección de sus componentes.

Antes de mostrar cómo hacer un trifoliado creativo, es necesario saber cuáles son los elementos imprescindibles para hacerlo atractivo, desde el diseño hasta la elección de colores y tipografía. Por ejemplo, no utilizaremos un color apagado o lúgubre para anunciar la carta de un restaurante o una tienda de productos juveniles; o colores deslumbrantes y psicodélicos para ilustrar un folleto de una institución bancaria o de servicios funerarios.

Mejora tu perfil de LinkedIn: Puntos clave para optimizar tus oportunidades

Entre los partes de un trébol Son visibles sus dos páginas, la portada y la conclusión, también debe estar el contacto de la persona que ofrece el servicio. Mientras que las cuatro hojas restantes, que son las que están ocultas, brindan el espacio para desarrollar información útil, desde un menú de servicios, detalles de los productos de una institución, ilustraciones de un evento a desarrollar.

Al distribuir la información ya debes tener definido qué tipo de pliegues realizarás, como por ejemplo ejemplos de tréboles Tenemos -entre los más utilizados- el estilo envolvente (figura 1), zigzag (2) o ventana (3), para seguir un orden en el contenido que fluya adecuadamente.

Elementos esenciales de un trifoliado creativo

Tipografía: Uno de los componentes claves de un diseño exitoso es la tipografía, ya que se debe elegir en base al propósito del folleto, considerando el mensaje a compartir y el público al que va dirigido, elementos como su edad, su nivel educativo y a la altura de tus gustos.

La tipografía bien utilizada puede despertar un estado de ánimo, una emoción en el público, o incluso inspirarlo, de ahí el valor de saber elegir el tipo de fuente.

Además, se debe limitar el número de fuentes a un máximo de dos, ya que sobrecargar el trifoliado con distintos tipos de letras puede resultar contraproducente y confundir al lector.

Textos largos y en negrita: Lo mismo ocurre con el uso de negrita en el texto, si usamos mucha negrita en lugar de resaltar obtendremos un mensaje abrumador. Sólo deben usarse para resaltar un título.

Finanzas personales, el talón de Aquiles de los millennials

Cuando es necesario incluir textos largos en un folleto, es importante sintetizar y dejar solo lo más importante, con párrafos claros y tipografía clara, evitando preferiblemente la cursiva en textos largos. Algunas de las fuentes más recomendadas son Futura, Garamond, Arial, Times New Roman, Helvetica, Gill Sans, Bodoni y Franklin Gothic.

Imágenes: Al ser un medio importante para ilustrar el mensaje, las imágenes deben corresponder a lo que queremos transmitir, de buena calidad y ubicadas estratégicamente.

Las imágenes pueden incluso abarcar más de una cara del trifoliado, siempre y cuando no se pierda el significado al doblarlo.

Bordes: Se recomienda no colocar el texto demasiado cerca de los bordes, ya que al doblar la trihoja corremos el riesgo de que se traspase y corte la idea.

Diseño de un trifoliado: software y herramientas útiles

Una vez que tenemos claro cómo queremos compartir nuestro contenido y qué distribución le daremos dentro del folleto, una vez analizado qué tipo de fuente nos conviene más y qué fondo es más acorde con el tema a tratar, proceder a preparar nuestro trifoliado y para ello existen una serie de herramientas digitales con ideas de trébol que faciliten su realización.

Estos incluyen Microsoft Word, Microsoft PowerPoint, Visa, Microsoft Publisher, Brochure maker, Photoshop, Canva y PicMonkeycomo algunas de las más reconocidas, pero que también ofrecen opciones gratuitas.

En Canva, por ejemplo, solo necesitas tener tu nombre de usuario al vincular tu cuenta de Google, luego en la opción “Diseños” aparecen una serie de plantillas donde puedes generar ambas caras del trifoliado.

La app te permite cambiar los colores a tu gusto, la fuente del texto, la posición de los elementos y agregar las imágenes de tu preferencia, siendo una de las herramientas más prácticas.

PickMonkeys, de hecho, también ofrece una versión bastante práctica para crear una triple hoja creativa. Al ingresar a la app se despliega un menú de plantillas, allí debes elegir la plantilla Multipáginas o Diseño de Jardines, una vez abierta podrás realizar todos los cambios que necesites para adaptar la plantilla a tus necesidades.

Finalmente, una vez que hemos diseñado nuestro trifoliado, lo que sigue es imprimirlo, pero primero debemos revisar todos los detalles, considerar los márgenes que nos quedan y utilizar el tipo de papel que mejor se adapta a la información que queremos transmitir, para haz esto Lo ideal es imprimir un solo folleto de prueba que nos permita confirmar si los colores son correctos, si el texto quedó centrado y si todo encaja al plegarlo.

Antes de imprimir, comprobar que el tamaño de papel que elegimos a la hora de diseñar coincide con la opción de impresión que estamos seleccionando, y elegir también una impresora a doble cara, eso facilitará que todo quede en su sitio.

Cómo manejar entornos laborales tóxicos: consejos para proteger su salud mental en el trabajo

En el caso de cartón trifoliado, aunque su tamaño es mucho mayor, el diseño se rige por las mismas recomendaciones, cuidando la tipografía a utilizar, los colores, los textos centrados y llamativos, cuidando los márgenes y las imágenes. La única diferencia en este caso es cómo se hará el plegado, ya que al ser cartón no es tan sencillo como doblar la página. Se recomienda repasar la línea de plegado con un cúter, teniendo cuidado de no cortar el cartón, esto te permitirá doblarlo sin problemas.

Ahora podrás tener un folleto creativo y práctico que te permita transmitir tu mensaje al público.


Periodista de El Heraldo, editor digital desde 2015. Corresponsal en Honduras de la revista regional Mercados & Tendencias, Construir, IT Now de 2011 a 2015. Periodista de la revista Microempresas y Microfinanzas 2012-2014.